La perdida del dinero lleva a la degradación de la identidad. Cosmopolis.

El dinero y la identidad. van de la mano, el dinero forma la identidad, lo que adquieres, lo que conoces gracias a el, los conocimientos y experiencias.

Te da un estatus, somos lo que consumimos, la billetera que poseemos es la carta de presentación, como nos mostramos ante la sociedad, irremediablemente el dinero mueve al mundo y con el a nosotros.

Entre mas alto sea el nivel monetario y de clase social, obviamente los gustos del individuo son mas elevados en todos los aspectos, se adquiere aun mas la mentalidad del consumismo sin limites, si se quiere algo, y claramente se tienen los medios para conseguir eso que se desea porque no comprarlo. Por ejemplo, cuando Eric quiere adquirir la capilla de Rothko, tiene el dinero para comprar cualquier cosa que el desee, aunque este no sea el caso.

Cuando el dinero escasea, se pierde por cualquier cuestión, la identidad que ya se había construido gracias a el, y gracias a todo lo que se había adquirido, esa identidad colapsa, ya que se quiere seguir manteniendo un estatus, pero no es posible, las crisis mentales no tardan en aparecer, cuestionando todo, los porqués.

Si la persona es lo que consume, y si se pierde el medio para hacerlo, al dejar de consumir, entonces se degrada esa identidad que se fue construyendo en base a todo este bombardeo de consumismo, información y adquisición, incluso de privatización.

Por: Alma Alcaraz Arostegui

Anuncios

La perdida del dinero lleva a la degradación de la identidad.

El poder que otorga tener una buena billetera es algo que ofrece un sin fin de caminos abiertos, beneficios, comodidades, pero sobre todo paz mental, la tranquilidad de que si llegara a pasar algo, algún inconveniente,  no todo esta perdido.

cuando se cuenta con una buena posición monetaria, el nivel en la calidad de vida aumenta, los gustos cambian, hay un abanico de posibilidades que el dinero abre, pero que pasa si todo eso se pierde, la identidad que ha construido el sujeto en cuestión se ve minimizada, diluida. las puertas que antes estaban abiertas se cierran.

El poder del consumismo, hace la identidad en cuestión, ya que se arma de todo lo que se toma de la industria, y se va formando.

por: Alma Alcaraz Arostegui

futuras referencias:

http://books.google.com.mx/books?id=-tBxi43oM9YC&pg=PA235&dq=psicologia+identidad+y+economia&hl=es&sa=X&ei=nxAZVNCoFM2togS_1YGoDw&ved=0CC0Q6AEwBA#v=onepage&q=psicologia%20identidad%20y%20economia&f=false