Sobre la posmodernidad

En este semestre aprendí bastantes cosas y conceptos que antes para mi eran desconocidos, pude repasar algunos temas que quería tocar de antes como el existencialismo y el capitalismo, aunque realmente son cosas aún más complejas de lo que pude explorar, me interesaría poder profundizar aun más en las próximas ocasiones que me toque tomar esos temas. Pero me dí cuenta que no servía de mucho querer apoyarse en teorías antiguas sin voltear a ver lo que está pasando a nuestro alrededor, los libros “viejos” llenos de teorías y “predicciones” realmente pueden hablar mucho y enseñarnos cosas, pero más bien sobre lo que se creía antes que pasaría en esta fecha y eso no quiere decir que sea realmente lo que sucede.  Es distinta “la teoría formulada” de “la realidad”. También aprendí que la posmodernidad está manejando cosas muy distintas a las que yo me pude haber imaginado, el modo de hacer ver un “objeto” con la importancia de un personaje principal como lo plantea la compañera Fabiola en su primer trabajo final del primer ciclo de investigación llamado: “Cronenberg en los objetos”, le atribuye a una limusina características propias de una persona e incluso capacidades con las que los humanos usualmente fantaseamos, como la cuestión de la inmortalidad siendo que se trata de un objeto inerte y no existe sin intervención humana. Es verdad que en ocasiones tomamos mucha importancia a los objetos incluso más de la que debiera, son los que nos cuidan, nos dan protección y nos llevan a explorar otros mundos que de alguna forma hasta llegamos a creer que tienen vida propia. (El tema de  los objetos creados por humanos que adquieren vida y conciencia propia es otro tema muy tratado en la posmodernidad) También se dieron posturas que proveían cierta nostalgia por los textos antiguos lejos de la tecnología, así como en contra de algunos conceptos manejados en el desarrollo de las piezas que vimos (realmente hubo mucho disgusto y falta de comprensión a la hora de retroalimentar algunas obras que fueron vistas en la clase)   y esto en verdad provee una gran variedad de puntos de vista que de otro modo no las habríamos asimilado. El modo en que se tienen que analizar las palabras a profundidad para no usarlas incorrectamente, pude darme cuenta de que las palabras son muy flexibles y (por ejemplo) no sólo es tecnología los aparatos electrónicos que hemos tenidos a lo largo de nuestras vidas, sino también las calles que tenemos, la infraestructura, las cintas de los zapatos, etc. En la posmodernidad se presentan todo tipo de puntos de vista y ninguna está mal, pero tampoco ninguna está bien, en otro caso los puntos de vista no se tratan de resolver quién tiene la verdad y porqué, sino de explorar que es lo que se puede sacar de todas las combinaciones de pensamiento y realizar planteamientos a través de ellos (como un árbol que nace de una propuesta inicial generando muchas más propuestas). Incluso se aborda de manera poética y abriendo paso a la sensibilidad de la situación como en la publicación de mi compañero Iván la cual se llama: “Lo que perdura”. Muchas veces podemos notar como lo que hacemos se mezcla mucho con nuestro pensamiento y/o cultura haciendo que nuestra narrativa (en caso de ser un escrito) tenga quiebres inesperados o puntos tocados de una manera específica según el pensamiento de cada persona al grado de llegar a concluir después de una ardua investigación seria con la frase “la respuesta es el amor” ¿Y cómo poder negarlo? o ¿cómo asegurar que está mal? si ahorita mismo no es posible saber si realmente esa es la respuesta a todos los planteamientos serios de la vida o no. Esto se puede observan en la publicación de mi compañero Juan llamada: “ARTISTA CONTEMPORÁNEO MEXICANO”.

Un resumen acerca de la posmodernidad: Es un período que se encuentra en el siglo 20 y en el que aún vivimos. Para describir a la posmodernidad no se le puede atribuir características objetivas o concretas como se haría con las definiciones de un diccionario. Esta etapa se divide en 3 partes: Como periodo histórico, actitud filosófica y movimiento artístico. Y se caracteriza por muchas cuestiones como la de la hibridación de todo lo existente haciendo así que se desvanezca el concepto de dualidad  y de comparar las cosas con respecto a lo de sus contrarios, como creer que la cuestión femenina se debe medir con respecto a lo masculino como había sido planteado en la modernidad y desde antes de ellas como se puede observar en algunos estudios de Sigmund Freud y en otros escritos de época. Ahora se empiezan a considerar a los contrarios como entes individuales e independientes, así como las posibles mezclas que pudieran surgir entre ellos o fuera de ellos, sin tomarlos en cuenta a ellos. La diversidad que surge de desvanecer la fuerza de los contrarios hace posible la aceptación de cada vez más únicas muestras de diferencias antes rechazadas por la necesidad de querer adaptar todo a la teoría de “a” o “no a” creyendo que es lo único posible de hacer. Haciendo que tornemos nuestros ojos a las manifestaciones de todas las posibles combinaciones que van generando todos estos “híbridos” en cualquier contexto. Se basa en la cultura popular y lo que es inmediatamente perceptible, sin mucha profundidad, hechos. No reconoce de autoridades absolutas científicas o intelectuales como los creadores de la verdad absoluta. Todo se puede cuestionar y en dado caso “romper”, hasta los hechos comprobados científicamente. La biblia, los hechos históricos, entre otros grandes relatos, son cosas que ya no reconocemos sino como textos que pudieron haber sido alterados según los intereses de los autores. La verdad es dada según el punto de vista de cada quién. Por lo tanto la narración de un hecho nunca será igual entre dos personas que hayan estado en el mismo lugar al mismo tiempo, lo que hace que sea imposible “comprobar” sobre “la verdad” incluso si se presentara un video o alguna “evidencia” solo podríamos estar consientes de lo que nuestros ojos perciben, no de lo que puedo haber pasado realmente. El lenguaje crea “la verdad”. La posmodernidad no avanza en linea recta, ni siquiera estamos seguro si “avanza”.

Conclusión: La posmodernidad que tiene como base a la modernidad se da el lujo de ser tambaleante, frágil y volátil. Dando paso a toda una forma nueva de exploración y de creación de ideas sin tener que despreciarlas por su falta de “practicidad” o de “verdad”. Este el momento que podemos aprovechar para voltear a vernos entre nosotros, notar qué podemos crear con lo que tenemos y exprimir cada parte de nuestras vivencias de cualquier tipo para añadirlo a nuestros conceptos. Ahora es adecuado para aprender sobre lo que no habíamos querido ver antes y cuestionar lo que habíamos creído toda nuestra vida, darnos baños de cultura de todo el mundo y pensar un poco más allá de lo que hacemos normalmente sin limitarnos. Estamos abriendo nuestras mentes, aceptando nuestra naturaleza como inestable y por lo tanto puede empezar a ser prioridad explorar nuestras “rarezas” de algún modo disfrutando de ellas a grado de mostrarlas a los demás en vez de tratar de cambiarlas.

 

 

 

 

Diana Esmeralda Rodarte Miranda 122175

 

 

Anuncios

8 Comentarios

  1. “El lenguaje crea “la verdad”. La posmodernidad no avanza en linea recta, ni siquiera estamos seguro si “avanza”.”
    y
    “La posmodernidad que tiene como base a la modernidad se da el lujo de ser tambaleante, frágil y volátil.”
    Excelente!

    Me gusta

  2. !BUENAS NOCHES! Un excelente trabajo, y como todo se puede cuestionar y en dado caso “romper”pues a romper por medio del arte .

    Me gusta

  3. Me agrada mucho tu publicación: la manera en que manifiestas y explicas varios puntos con claridad, me ayudaron a entenderlos. De igual manera, encontré muy interesante tu mención sobre la hibridación y sobre la importancia de considerar a los contrarios como individuos que, al igual lo masculino, tienen sus puntos de enfoque, critica y aportes al mundo en general.

    Me gusta

  4. muy buen trabajo! y me gusta mucho eso de que se tiene que vivir y no solo hablar, o imaginar, para conocer hay que estar en la disposición de hablar de todo lo que nos rodea como sociedad y aprender de ella no solo voltear al pasado a tratar de comprender.
    Felicidades por tu reporte final!

    Me gusta

  5. Pues yo también pienso que la teoría que se formulaba en la antiguedad era mejor postulada. Estaba mas racionalizada con lo que realmente se debía tomar en cuenta. Gracias a las antiguas teorias como los tratados de Vitrubio o los de Leonardo da Vinci , las nuevas teorías surgen.

    Le gusta a 1 persona

  6. Me parece muy bien el hecho de ahy que tener que vivir, y por eso es donde veo cuando las piezas de arte se involucra al cuerpo en accion, y precisamente remite a ese aspecto, en el que ya no solo basta con mirar y observar la pieza, sino involucrarse con ella para llegar a algo mas completo.

    Me gusta

  7. Y en el punto que hace referencia Francesco, tambien tengo inclinacion en muchos aspectos que tienen teorias muy acertadads incluso mejores que en las de esta epoca, pero al igual, al adoptar nuevas teorias, ya seria un remix, y ya recaigo de algun modo dentro de lo que la posmodernidad abarca

    Me gusta

  8. Muy agradable tu publicación, siento que estabas emocionada escribiendo, me gusta la parte de las exploraciones de otras culturas y de nuestras propias rarezas o curiosidades, esto nos inundó y nos dio de donde escoger especialmente música. ü

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s